Etiquetas

viernes, 6 de julio de 2012


NO SOY VICTIMA DEL MUNDO QUE VEO (Curso de Milagros 31)



Esta afirmación del curso de milagros ha resultado sumamente poderosa en mi viajar y evolución personal por este transitar efímero material, y me ha permitido conquistar mis miedos, mis decepciones , mis fracasos viéndolos desde otra perspectiva, desde la única que hace posible trascender las dificultades que podamos estar atravesando: Asumir la totalidad de la responsabilidad de lo que vivo en mi mundo , y saber que no soy una pobre victima impotente del mundo y de los acontecimientos que veo.

Tenemos el poder de cambiar , superar, aceptar , interpretar los acontecimientos que suceden en nuestras vidas o bien, de manera poderosa o de formas que nos inhabiliten a responder positiva y asertivamente ante los retos que se nos presentan a todos los que vivimos ,nos movemos y respiramos bajo este mismo sol.Cada vez que me recuerdo que no soy víctima del mundo que veo automáticamente asumo que aquello que creo me puede hacer daño, no tiene ese poder, solo lo puede tener si yo se lo atribuyo, si se lo doy, si se lo entrego y deseo en mi ser interno jugar ese rol de victima de las circunstancias, personas , eventos de la vida.

DECIDIR dejar atrás del rol de víctima , es una ELECCION en la vida de cualquier ser humano y creo que una de las más importante si quieres ser el dueño de tu destino, el capitán de tu alma, ese inmenso poder nos fue otorgado, por nuestro CREADOR, fuimos creados a su imagen y semejanza, tenemos el libre albedrio, para decir si o no, ante los acontecimientos, y en última instancia como bien dice en su libro Victor Frankl “El hombre en busca de sentido”, nadie te puede arrebatar la última de las libertades, la que está en tu mente , en tu imaginación, esa nadie puede apropiársela; entonces ¿que estamos esperando para emancipar ese gran poder?, porque se le teme tanto a desarrollar esa habilidad poderosa, si en ella radica nuestra salvación, nuestro éxito, nuestra realización personal.

Cuando pienso y reflexiono sobre esta afirmación, “no soy víctima del mundo que veo” y soy capaz de aplicarla a todas y cada una de las experiencias vividas por mi, de manera inmediata surge un espíritu indomable dentro de mi ser, ese espíritu fuerte, combativo, libre, que entiende y acepta todos los regalos que la vida me ha ofrecido en todas las circunstancias y aquellas teñidas de dolor, decepción, fracaso, o desesperación son precisamente las que me han permitido lograr una evolución más rápida y elevada como ser humano, son esas precisamente las que me han llevado a alcanzar otros niveles de conciencia, se abre el entendimiento, y uno se hace mas fuerte para seguir avanzando al cumplimiento de su misión personal, que es único , e irrepetible.
No soy una víctima del mundo que veo, tengo el poder para responder de maneras acertadas, inteligentes, no manipulativas, firmes, dignas, asertivamente, con sabiduría, de manera constructiva, esa es mi elección no hay otra, ante cualquier circunstancia, posiblemente tenga momentos de debilidad y caiga de rodillas ante algunas circunstancias y el dolor, la pena , la congoja se hagan dueños de mi, pero tengo que clamar a ese espíritu de mi alma indómita para volverme a levantar lo antes posible y exclamar: No soy una victima del Mundo que veo! Y triunfar en base a mis términos y mis deseos!
Maria Tirone
Coaching Mistico
Personal & Empresarial

No hay comentarios:

Publicar un comentario